• miércoles 28 de septiembre del 2022

Los riojanos vuelven a sugerir a la Virgen de Valvanera el fruto de vendimia, en el clásico Pisado de la Uva

img

LOGROÑO, 21 Sep.

Ciudadanos y autoridades de La Rioja han vuelto, tras un par de años de parón por la pandemia, a sugerir los frutos de la vendimia, instantaneamente central de las Fiestas San Mateo, con el Pisado de la Uva y la Ofrenda del Primer Mosto a la Virgen de Valvanera. Ha sido en un multitudinario acto festejado este mediodía en El Espolón de Logroño y en el que, con algo de fresco al comienzo, ha acompañado el tiempo.

Junto a cientos de logroñeses y riojanos, el acto estuvo encabezado por la presidenta del Gobierno de La Rioja, Concha Andreu, que estuvo acompañada por el alcalde de Logroño, Pablo Hermoso de Mendoza; el presidente del Parlamento regional, Jesús María García; la encargada del Gobierno en La Rioja, Beatriz Arraiz; y los Vendimiadores del actual año, Laura Cara y Óscar Poo.

Han acudido, además de esto, los integrantes del Ejecutivo riojano y del Consistorio logroñés, prácticamente al terminado, tal como mucho más representantes de la política nacional, como la asesora general del PP, la logroñesa Cuca Gamarra, regional y local, y otras autoridades militares y religiosas, aparte de representantes de la vida popular, económica y cultural de la región y de la zona.

Antes del acto institucional, la celebración del Día de San Mateo empezó con la Llamada a Concejo desde el Ayuntamiento logroñés, seguido de la Misa Solemne en la Concatedral de Santa María La Redonda -donde se ha producido un pequeño hecho, al indisponerse entre los ayudantes, que ha debido ser evacuado en ambulancia, lo que ha animado un retardo de una media hora de todos y cada uno de los actos-, a cuyo término se ha festejado la procesión desde el templo, acompañados por el Grupo de Danzas.

Tras ocupar sus sitios, el acto empezó con un gaitero afinando una entradilla y, al compás de la música, con la emoción de la vuelta ahora palpándose en la en el centro plaza logroñesa, los Caballeros de Valvanera subieron a la Patrona de La Rioja y la han ubicado en la Concha del Espolón.

Posteriormente, y tras el saludo de la locutora, los danzantes subieron al ámbito y se han puesto cerca del tinanco para contribuir a los oferentes (pequeños y danzantes, reinas y reyes de las header de comarca, pequeños de la región representantes de los 36 institutos de Logroño y, por último, los Vendimiadores).

Así, los distintos portadores de los primeros racimos de uvas llegadas desde toda La Rioja, fueron llenando el tinanco puesto en frente de la Virgen.

Una vez llenado, y al son de la Banda de Música de Logroño, los nietos de los Hermanos Urdiales, Diego Muñoz Urdiales y Antonio Tobalina Urdiales, vestidos con el traje regional, han pisado las uvas, entre los instantes mucho más aguardados y apasionantes por la parte de todos y cada uno de los ayudantes, tras un par de años sin festejarse.

Luego, a través de la presidenta del Gobierno de La Rioja, Concha Andreu, y de los Vendimiadores, el líquido ha salido del tinanco para ser bendecido por el obispo de la Diócesis de Calahorra y La Calzada-Logroño, Santos Montoya, cumpliendo nuevamente la tradición.

Una vez concluido el alegato institucional de la presidenta llegó el broche final con los bailes del Grupo de Danzas de Logroño acompañados de los gaiteros. Tras percibir los himnos de La Rioja y de España, el acto ha finalizado, entre aplausos y con los consecuentes saludos y fotografías siguientes por la parte de los ayudantes.

Más información

Los riojanos vuelven a sugerir a la Virgen de Valvanera el fruto de vendimia, en el clásico Pisado de la Uva